Un lugar donde se cobija el alma bajo el amparo de la poesía.

miércoles, 12 de octubre de 2011

El aire del mañana

Haciendo un recuento de mi vida pasada, encuentro tantos manchones en el papel de mi alma, tantas palabras hirientes que se han grabado con tinta indeleble en el libro de mi vida, pero el corrector de mi esperanza borrara poco a poco todas mis desilusiones y escribiré nuevas palabras que llenaran de luz los cuartos clausurados de mi fe.
Se que con tu ayuda podré escribir una nueva historia en las hojas de mi corazón contigo tendré el valor de recitar día a día el poema de tu fuerza bendita.
*El aire del mañana me traerá el oxigeno puro que necesitare para gritar tu nombre y estamparlo como un titulo en la tapa de mi diario, palabra por palabra iré escribiendo en las fibras de mi ser y con la tinta de tu amor se llenara cada rincón de mi emoción.
Dame de beber de tu vocabulario para poder expresar el milagro de amor que has impreso con letras mayúsculas en cada átomo de mi interior. *
Tantas oraciones sin sentido en la gramática de mi vida, tantos gazapos engarzados en la semántica de mis días, pero desde que abriste la puerta de mi lingüística, solo escribo sintagmas que tienen concordancia con tus palabras de vida.
Me siembras neologismos en el huerto agostado de mis vocablos arcaicos, necesita de ti cada frase que profiere mi espíritu atribulado, fui un mar muerto por la agramaticalidad de mis textos al momento de querer imprimir las vivencias erróneas de mi desorientado corazón, pero tu ortografía sabia ha corregido todo mi libro y ha aumentado paginas en el diario de mi existir, hoy sé que tendré una buena lectura de mi vida y aprenderé a vivir en el manantial de tu verbo bendito.
El aire del mañana renovara mi vida y me permitirá cantar sentimientos tiernos nacidos de la sintaxis pura de tu verdad inconcusa, soy tuyo de hoy en adelante y aceptare las normas elevadas de tu sapiencia inconmensurable, en mi alma y en mi piel solo aparecerá la caligrafía de tu mano divina.
Ábreme el corazón y pinta poemas de vida en mi circulación, gracias a ti hoy he vuelto a nacer en el hogar del verbo amar.